Museo dell'Opificio e delle piretre dure

Le musée nationale du Bargello

Fue fundado en 1588 por el gran duque Ferdinando I, que organizó los laboratorios del gran ducado en un aula de los Uffizi para acoger al personal especializado en la elaboración de las piedras raras y preciosas empleadas para la decoración de la Cappella dei Principi en construcción.

Fue Pietro Leopoldo que, en 1796, trasladó el Opificio (fábrica) a la actual sede de Via degli Alfani.

Trasladada la parte operativa a la sede de la Fortezza da Basso, todavía hoy en día el Opificio mantiene su tradición de elaboración y restauración de mosaicos de piedras duras, en "commesso" florentino (mosaico florentino), en secciones o en piezas.